Lápices de colores. Tipos y usos

Podríamos decir que los lápices de colores nos acompañan desde nuestra más tierna infancia hasta nuestra edad adulta y evolucionan igual que nosotros.

Desde bien pequeños usamos los lápices de colores para pintar nuestros dibujos y expresar así nuestra creatividad,  ¿recuerdas cuánto te gustaba sacarles punta y tenerlos todos bien afilados?. Según vamos creciendo nuestras necesidades creativas y artísticas van cambiando y con ellas la especialización de este tipo de material escolar.

Mucho ha pasado desde que en 1834 Johann Sebastian Staedtler inventara un lápiz de cera de color. Actualmente, además de gran cantidad de colores, también existen diferentes tipos de estos lápices, y según el uso que se le quiera dar podemos utilizar unos u otros.

¿Qué tipos de lápices de colores podemos encontrar?

Para los más pequeños de la casa tenemos los lápices triangulares, son perfectos para ellos porque por su forma se adapta perfectamente a los dedos del niño consiguiendo trazos más firmes, además, al ser triangulares impiden que rueden de la mesa cayendo al suelo . Un ejemplo son los Lápices Color ALPINO Trimax que en su caja de 12 colores incluye un sacapuntas.

También, para facilitar el trabajo de los más pequeños encontramos lápices con la mina más gruesa de los normal, como los Lápices Color ALPINO Supermina que son perfectos para rellenar espacios grandes de color siendo muy usados en el ámbito escolar.

¡Podemos encontrar hasta lápices metalizados! Los Lapices Color MILAN Metalizados Madera Negra poseen una mina que ofrece un trazo uniforme y es resistente a la rotura, gracias al sistema LPS (Lead Protection System) que protege la mina por su adhesión con la madera.

Para un público más especializado y orientados sobre todo a un uso más artístico y profesional  podemos encontrar en el mercado un amplio abanico de opciones.

Los lápices acuarelables les encantarán a los niños de más edad. Al pintar con estos lápices y aplicar agua con un pincel, lograrán crear efectos de acuarela sorprendentes. Lápices Acuarelables FABER-CASTELL Colour Grip tienen forma triangular para que los niños puedan cogerlos mejor y poder comenzar a desarrollar su habilidad artística.

Para un público más profesional, encontramos los Lápices Acuarelables FABER-CASTELL Art-Grip que permiten realizar sorprendentes efectos. Su forma ergonómica permite pintar cómodamente sin cansarse. ¡Es Ideal para artistas amateur y estudiantes! Además, incluye un caballete de madera.

Los amantes de los mandalas y de los libros de colorear para adultos tienen un perfecto aliado en los lápices de colores tipo BIC Conté. Lápices con una mina de alta pigmentación y muy resistente que permiten ser afilados sin problema y los hace perfectos para desarrollar diferentes técnicas de sombreado por su gran cobertura. Además, su trazo suave hace que el lápiz de color se deslice suavemente por el papel proporcionando una experiencia relajante y placentera.

También encontramos los lápices polychromos que son muy valorados por los artistas por su gran calidad. Son idóneos para diseñadores ya que disponen de pigmentos resistentes al influjo de la luz, alta resistencia ante la rotura en su mina, resistencia al agua y alta pigmentación sin ser graso, por lo que no mancha. Faber-Castell es quien ha popularizado este tipo de lápices de colores, puedes encontrar Lápices Polychromos FABER-CASTELL en diferentes cantidades de colores.

¡Qué divertido es pintar y llenar nuestro día de colores! ¿Y tú qué lápices de colores utilizas en tus creatividades?

Deja un comentario